El tarifazo aplicado en el recibo del agua tendrá especial incidencia sobre más de 150.000 malagueños, afirma PSOE

37
0
  • Gámez y Medina en rueda de prensa.
  • Los socialistas barajan subidas en el recibo a partir de marzo de entre un 15 y un 20 por ciento y critican la “improvisación y el caos” en la puesta en la puesta en marcha del nuevo sistema tarifario que “castiga” el consumo responsable.

La portavoz socialista en el Ayuntamiento de Málaga, María Gámez, ha denunciado que el “tarifazo” aplicado en el recibo del agua tendrá especial incidencia sobre los más de 150.000 malagueños que viven en los 3.800 comunidades de propietarios que existen en la ciudad, que se verán afectados por subidas de entre el 15 y el 20 por ciento a partir del próximo mes de marzo.

Gámez ha criticado la “improvisación y el caos” en la puesta en marcha del nuevo sistema tarifario como refleja que la comunicación por parte de EMASA a las familias sobre este incremento se produjera tan sólo dos días antes de la entrada en vigor la nueva facturación, “lo que obligó al equipo de gobierno del PP a establecer un periodo transitorio para las comunidades de vecinos que finalizará en marzo”.

La portavoz socialista ha puesto de relieve la contestación social que está teniendo la subida del recibo del agua por la mayoría de los malagueños

“Se trata de una situación que fue puesta de relieve por parte del Colegio de Administradores de Fincas de Málaga, que ha denunciado que la información llegó tarde y de manera confusa”, ha agregado.

En este punto, la portavoz socialista ha explicado que una comunidad de propietarios de 82 personas ha facturado en este período transitorio por un total de 110 personas, lo que ha favorecido que el recibo sea más bajo en estos meses, “pero este cálculo cambiará finalmente para la próxima factura fijando que el consumo por comunidad sea dividido entre 86 personas, perjudicando así a los propietarios que no tienen un contador individual”.

No se puede permitir esta falta de previsión e inseguridad creada por parte del Ayuntamiento a miles de familias”, ha destacado, al tiempo que ha estimado que “aún existe tiempo para rectificar”, considerando a su vez que las bonificaciones planteadas por EMASA “son paños calientes para un sistema que es ineficaz a todas luces”.

Así, ha advertido de que los ciudadanos seguirán notando la subida cuando el nuevo sistema llegue a su funcionamiento completo, sobre todo, los que viven en comunidades con un contador común para todo el bloque de viviendas.

Movilización social

La portavoz socialista ha puesto de relieve la “enorme” contestación social que está teniendo la subida del recibo del agua por parte de la mayoría de los malagueños.

En este sentido, ha señalado que más de medio centenar de asociaciones de vecinos, jóvenes y mayores ha mostrado ya su respaldo al manifiesto socialista en el que se pide la paralización del nuevo sistema de tarifación, se aplique un nuevo modelo que bonifique el consumo responsable con una distribución de bloques más junta que no penalice a las viviendas con 1,2 ó 3 miembros, se revise todas las facturas remitidas a partir del 1 de noviembre y se devuelva en un plazo no superior a tres meses todas las cantidades indebidamente cobradas.

Gámez ha vuelto a llamar a la movilización de la sociedad malagueña en contra del tarifazo, así como a unirse al apoyo ya manifestado por parte de las federaciones de vecinos Unidad y Solidaridad, FACUA, UGT y CCOO y el colectivo de Yayoflautas de Málaga.

"No vamos a parar hasta conseguir que se ponga fin a este despropósito, por eso les pedimos al resto de colectivos de la ciudad que se sumen para decirle al alcalde que ya está bien de asfixiar a los malagueños", ha concluido la portavoz socialista. 

Comentarios