Redacción iAgua
Connecting Waterpeople
KISTERS
Hidroglobal
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Sivortex Sistemes Integrals
Idrica
CAF
DATAKORUM
Likitech
Esri
TRANSWATER
Cajamar Innova
TFS Grupo Amper
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
AECID
AGS Water Solutions
Filtralite
Schneider Electric
Barmatec
Fundación Botín
HRS Heat Exchangers
Rädlinger primus line GmbH
Red Control
Hach
LABFERRER
ANFAGUA
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Ens d'Abastament d'Aigua Ter-Llobregat (ATL)
ISMedioambiente
Amiblu
Terranova
Sacyr Agua
Aganova
s::can Iberia Sistemas de Medición
Arup
Smagua
SDG Group
Autodesk Water
ICEX España Exportación e Inversiones
ADECAGUA
IRTA
Consorcio de Aguas de Asturias
ONGAWA
ADASA
Vector Energy
Siemens
Molecor
Fundación Biodiversidad
Catalan Water Partnership
Prefabricados Delta
EPG Salinas
Confederación Hidrográfica del Segura
Global Omnium
RENOLIT ALKORPLAN
J. Huesa Water Technology
GS Inima Environment
MonoM by Grupo Álava
FLOVAC
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
ESAMUR
Kamstrup
Asociación de Ciencias Ambientales
TEDAGUA
EMALSA
LACROIX
Lama Sistemas de Filtrado
Gestagua
Minsait
NTT DATA
Agencia Vasca del Agua
Grupo Mejoras
MOLEAER
AMPHOS 21
AGENDA 21500
Aqualia
Xylem Water Solutions España
Almar Water Solutions
TecnoConverting
FENACORE
Saint Gobain PAM
Ingeteam
Fundación CONAMA
Baseform
Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento del Perú
SCRATS
Hidroconta
ACCIONA
IAPsolutions

Se encuentra usted aquí

Los acueductos comunitarios son garantes del agua en áreas rurales de Caldas, Colombia

  • acueductos comunitarios son garantes agua áreas rurales Caldas, Colombia
    Los acueductos comunitarios son una solución colectiva ante la constante búsqueda de agua potable.
    Óscar Laverde Robayo/ Unimedios Manizales.
  • En este departamento existen al menos 403 asociaciones comunitarias que abastecen de agua potable a 38.398 hogares rurales, por ejemplo en la vereda El Águila y el corregimiento de Samaría, ubicados a escasos minutos de Manizales; estos no solo garantizan el acceso a este recurso vital, sino que además cohesionan a las comunidades beneficiarias.

Sobre la Entidad

Investigadores del Centro de Pensamiento, Cultura, Territorio y Gestión de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) Sede Manizales llevan 4 años indagando sobre el papel que juegan en los territorios, los acueductos comunitarios de Caldas, Valle del Cauca y Cundinamarca.

El trabajo ha consistido en visitar las localidades, y a partir de observaciones y entrevistas a los integrantes de las comunidades, evidenciar cómo se crean, construyen y gestionan estas infraestructuras. La recolección y el análisis de la información obtenida ayudó a fortalecer la base de datos del Sistema de Información de Agua y Saneamiento Rural (Siasar) del Ministerio de Vivienda, y su aporte también sirvió de insumo al proyecto de Ley 271 de 2022 “Gestión comunitaria del agua”.

En este proyecto participan los profesores Winston Manuel Licona Calpe y Andrea Bernal Pedraza y la estudiante Valentina Esquivel Grajales, todos integrantes del Centro de Pensamiento, Cultura, Territorio y Gestión, adscrito a la Facultad de Administración.

La profesora Bernal afirma que “los acueductos comunitarios surgen como respuesta a la necesidad vital de acceder al agua, reconocida como un derecho fundamental por la Unesco. Aunque son iniciativas informales, no se deben ver como ilegales, sino que se rigen por el principio de distribución equitativa del recurso”.

Construir bocatomas en ríos o quebradas requiere de un proceso legal establecido por la Ley 373 de 1997.

“A pesar de los desafíos, estos acueductos comunitarios son ejemplo de la capacidad de las comunidades para organizarse y gestionar recursos vitales como el agua, adaptándose a las condiciones locales y garantizando su acceso a largo plazo”, agrega.

Por su parte, el profesor Licona anota que “las comunidades visitadas tienen un sentido de valor por el agua muy arraigado en su cultura, siendo este recurso vital no solo para su supervivencia física, sino también para su identidad y desarrollo socioeconómico”.

En ese sentido, destaca que “la gestión comunitaria de los acueductos no solo asegura un acceso equitativo al agua, sino que también fomenta la solidaridad y la cooperación entre los miembros de la comunidad, fortaleciendo así el tejido social y promoviendo un uso responsable y sostenible de este recurso tan preciado”.

“Los acueductos comunitarios no solo llevan agua a los hogares, también traen consigo un espíritu de solidaridad y cooperación, tejido en cada tubería y cada charla en asamblea”, indica.

Planta de tratamiento de aguas en la vereda El Águila, ubicado a 15 minutos de Manizales.

Experiencias destacadas

La vereda El Águila, abastecida por la quebrada La Carola, es hogar de 84 familias conectadas a su acueducto comunitario, lo que representa un total de 220 usuarios distribuidos en 2 sectores a cada lado de la carretera. Aunque carece de una base de abastecimiento de acueducto, la zona cuenta con servicios básicos como recolección de basura, energía eléctrica y alumbrado público, además de algunas viviendas con sistemas de recolección de aguas residuales.

El acueducto comunitario El Águila (Acoelag), establecido en 1994, es un ejemplo de autogestión y esfuerzo comunitario. Su Junta Directiva, compuesta por diferentes roles como presidente, vicepresidente, fiscal, secretaria y tesorera, se reúne anualmente en una asamblea donde las familias conectadas discuten y toman decisiones importantes sobre la gestión del acueducto y sus servicios.

En contraste, el corregimiento de Samaria, ubicado cerca del municipio de Filadelfia, presenta otra realidad en términos de provisión de agua. Abastece desde a casi 500 familias de las comunidades de Samaria, Alto Mira, Cabuyales, El Caribe, El Castillo y Marmato y tiene un caudal captado de 8 litros por segundo.

Los profesores Andrea Bernal Pedraza y Winston Manuel Licona Calpe, de la UNAL Sede Manizales.

La estudiante Esquivel menciona que “aunque afronta desafíos como la alta turbiedad, recibe apoyo municipal. Su Junta de Administración, encabezada por un presidente, vicepresidente, tesorero, secretario, fiscal y un vocal, se encarga de las actividades cotidianas y la facturación del servicio. Sin embargo, la participación de las familias en las asambleas es limitada”.

Por su parte el equipo de trabajo del acueducto de Samaria incluye un representante legal, una secretaria, un fontanero y dos operadores de planta. Se recauda un cargo fijo y una tarifa por consumo, y a pesar de ello las familias pagan oportunamente.

Para conocer más sobre este impacto territorial, local y rural, visita este enlace.

Suscríbete al newsletter

Newsletters temáticos que recibirás

Los datos proporcionados serán tratados por iAgua Conocimiento, SL con la finalidad del envío de emails con información actualizada y ocasionalmente sobre productos y/o servicios de interés. Para ello necesitamos que marques la siguiente casilla para otorgar tu consentimiento. Recuerda que en cualquier momento puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación y eliminación de estos datos. Puedes consultar toda la información adicional y detallada sobre Protección de Datos.

La redacción recomienda