La Plataforma Valles Verdes celebra la "prohibición temporal" de la captación de agua en El Maguillo, en la Sierra de Segura

27
0
27
  • Instalaciones en el El Maguillo

La Plataforma Valles Verdes, integrada por Ecologistas en Acción-Jaén, vecinos y asociaciones de defensa y conservación del medio ambiente, se ha congratulado de la "prohibición temporal" adoptada por la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) en la explotación para riego de olivar de las aguas subterráneas de El Maguillo, en el término de Beas de Segura y dentro del Parque Natural de Cazorla, Segura y Las Villas.

A través de un comunicado, han explicado que esa medida, según les ha sido trasladado por el propio organismo de cuenca, responde a que la explotación "no garantiza la sostenibilidad ambiental en un ecosistema incluido en la Red Natura 2000", como es el referido espacio protegido.

Al hilo, ha apuntado que la CHG ya restringió en marzo la cantidad de agua que podía extraer la comunidad de regantes de Beas de Segura, pero "ni siquiera tal restricción ha sido suficiente para evitar la disminución de caudales en determinadas fuentes del parque". Por ello, también va a revisar la concesión de la explotación, después de, en opinión de la plataforma, "comprobar que su fuerte impacto ambiental es inevitable".

En este sentido, ha recordado que la Comisión Europea, ante las denuncias realizadas en Bruselas por el citado colectivo, envió el 25 de septiembre un dictamen al Gobierno español dándole dos meses para solucionar el problema, "ante la evidencia de que la explotación de El Maguillo es contraria a varias directivas europeas de protección ambiental".

La Plataforma pide que la revisión anunciada por la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir desemboque lo antes posible en la revocación definitiva de esta concesión de explotación de agua subterránea, que "jamás se debería haber autorizado".

Al respecto, desde 'Valles Verdes' se han solidarizado con los agricultores de Beas de Segura que están viendo sus intereses "gravemente perjudicados" por esta situación, a la que se ha llegado como "consecuencia de determinados intereses políticos y económicos particulares y el imprudente dejar hacer de instituciones, que no han cumplido con su deber de velar por los intereses generales".

Comentarios