WWF considera que el almacenamiento gas bajo el suelo de Doñana agravaría la crisis de los humedales en España

0
118
118
  • Parque Nacional de Doñana (WWF)
  • España ha perdido el 60% de sus humedales durante el siglo XX por destrucción directa. A muchos de los que quedan, ahora les falta agua. Doñana es un claro ejemplo.
  • Según WWF, La nueva planificación del agua que se está realizando ahora en España en la mayoría de los casos sigue sin asegurar que reciben el agua que necesitan para mantenerlos en buen estado

WWF considera inviable el proyecto de almacenamiento de gas en el subsuelo de Doñana, un gasoducto que se sumaría a los más de 40 kms de tuberías de gas que ya discurren bajo la superficie del espacio natural.

Juanjo Carmona: Hay lugares específicos en los que se puede desarrollar esta actividad, existen alternativas que no ponen en riesgo un espacio natural tan importante como Doñana.

Según Juanjo Carmona, de la Oficina de WWF en Doñana: "Hay lugares específicos en los que se puede desarrollar esta actividad, existen alternativas que no ponen en riesgo un espacio natural tan importante como Doñana. La única razón para utilizar el subsuelo de Doñana es que la empresa se ahorre costes. Sería más eficiente para la economía de la región que se construyan los almacenes en suelo industrial y en superficie, con ello habría mayor inversión en Huelva y además crearía un mayor número de puestos de trabajo”.

La aprobación de este proyecto supondría la vulneración a la Ley de Espacios Protegidos. WWF ya ha enviado una carta a la Junta de Andalucía, pidiendo que no emita el certificado de 'no afección a la Red Natura 2000'. Además, piden que el nuevo informe, sea debatido por el máximo órgano de participación social de Doñana, para que el mismo pueda añadir sus aportaciones. La organización ha anunciado también que elevará una queja ante la Unión Europea.

Parte del proyecto se ubica en zona A de parque natural, un área dedicada exclusivamente a la conservación. Otra parte transita por zonas circundantes e incluso por el Espacio Protegido del Corredor Verde del Guadiamar, lugares en los que conviven especies con un alto grado de amenaza como el lince ibérico, milano real, la nutria o el búho beal.

La utilización de la zona como almacén subterráneo de gas implicaría el uso permanente con carácter industrial de un terreno que actualmente está calificado por la propia Administración como de máxima protección en Doñana. Para WWF la compañía va a utilizar de forma permanente un terreno público, ahorrándose los costes de construcción de unas instalaciones en superficie, sin ni siquiera ofrecer medidas compensatorias.

WWF critica que la Declaración de Impacto Ambiental emitida por el Ministerio no se refiera al proyecto en su totalidad sino que distinga tres proyectos diferentes, que sin embargo afectan a un mismo espacio. En concreto son el Proyecto Saladillo, Proyecto conjunto zona Marismas Oriental (Marismas B-1 y Marismas C-1) y el Proyecto conjunto zona Aznalcazar Marismas C-1.

Y continúa: “Se está incumpliendo la normativa europea de evaluación y protección ambiental al haber ‘cuarteado’ el proyecto en varios, en vez de uno solo. Con ello se busca por parte de la empresa que no se evalúe el impacto acumulado de todos los proyectos. Hemos exigido a la administración un solo estudio de impacto ambiental. Vamos a recurrir el tema a Europa por el incumplimiento manifiesto de la legislación europea. Doñana es Parque Nacional, Patrimonio de la Humanidad, Reserva de la Biosfera y Humedal RAMSAR.

Carmona expresa su preocupación: “Queremos luz y taquígrafo en este asunto. Tenemos serias dudas acerca de que este proyecto no afecte a los acuíferos de Doñana en unas zonas muy sensibles”

La crisis de los humedales en España

WWF recalca que España ha perdido el 60% de sus humedales durante el siglo XX por destrucción directa. A muchos de los que quedan, ahora les falta agua. Doñana es un claro ejemplo. Nuestros humedales desaparecen y con ellos una larga lista de servicios que aportan al ser humano.

WWF trabaja por la conservación de los humedales en España a diferentes niveles: creando y recopilando información científica, convenciendo a nuestros políticos de que importan, tomando medidas legales o trabajando sobre el terreno para restaurar las masas de agua degradadas y su vegetación.

Los humedales son el único ecosistema con un convenio propio, el convenio de Ramsar para la conservación de los humedales. Doñana forma parte de la red internacional de Humedales Ramsar, junto a otro espacio importantísimo como las Tablas de Daimiel.

Si el siglo pasado la principal amenaza era la desecación directa, porque se les consideraba focos de infección y un terreno relativamente fácil de utilizar para la expansión de la agricultura, en el XXI la desecación continúa lentamente: los humedales compiten con otros usos y no reciben el agua que necesitan. Según WWF, La nueva planificación del agua que se está realizando ahora en España en la mayoría de los casos sigue sin asegurar que reciben el agua que necesitan para mantenerlos en buen estado y que sigan siendo una fuente de biodiversidad, bienestar y servicios, ahora y en el futuro.

WWF reclama a las administraciones del agua que comienzen por definir las necesidads hídricas de nuestros humedales y trabajen con los diferentes actores (agricultores, hidroeléctricas, industria…) para hacer posible que reciban el agua que necesitan porque el beneficio será para todos.

Las marismas de Doñana son uno de los santuarios de aves más importantes de Europa, con más de 370 especies de aves residentes y migratorias, que se calculan en unos 6 millones de individuos. Encontramos también mamíferos como la liebre, el conejo, el tejón, la nutria, el meloncillo, la gineta, el jabalí, el ciervo o el gamo. Además el Parque Nacional da refugio a una de las dos últimas poblaciones de linces ibéricos de España, una especie en peligro de extinción.

También existen 12 clases de anfibios, 19 de reptiles y 20 de peces, tan importantes como la tortuga mediterránea o el fartet. 

Comentarios