Rescate de truchas aisladas en el río Aragón a su paso por Castiello de Jaca

160
0
160

(AragónHoy) Agentes para la Protección de la Naturaleza del Gobierno de Aragón rescataron ayer 170 truchas comunes, así como 1 Pez Globo -especie catalogada- y 36 ejemplares de Piscardo, en 180 metros de pozas y zonas inundadas que habían quedado aisladas del cauce principal del río Aragón, cercano a la localidad oscense de Castiello de Jaca, tras el desbordamiento sufrido por dicho río.

La inusual crecida del Río Aragón, provocada por las intensas lluvias de la semana pasada, ha modificado el curso del cauce del río Aragón a su paso por la localidad de Castiello de Jaca. La fuerza de la corriente y el desbordamiento del cauce habitual provocaron que numerosos ejemplares de trucha y de otras especies piscícolas quedasen aislados en badinas y charcas no conectadas con el cauce principal del río. Por ello, el Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón ha puesto en marcha un plan de rescate de estos peces para impedir que mueran por anoxia.

El rescate, realizado por Agentes de Protección de la Naturaleza, ha tenido lugar en la zona afectada por el desborde del río Aragón a su paso por Castiello. Para la captura de los peces se ha utilizado la técnica de la pesca eléctrica y los ejemplares rescatados han sido liberados en tramos adyacentes del cauce principal del río.

Una técnica común, la pesca eléctrica

La pesca eléctrica, por su inocuidad, es la técnica más empleada para capturar peces en ríos y balsas de agua vadeables. Para llevarla a cabo se crea un campo eléctrico que modifica el comportamiento de los peces y hace que su captura sea muy sencilla mediante una nasa. A los pocos minutos, los peces recuperan su normalidad y pueden ser liberados en otro lugar, en el caso de los rescates, o en el mismo lugar de la captura, en el caso de los estudios de censos y estructura de poblaciones.

La Dirección General de Conservación del Medio Natural del Gobierno de Aragón estudia de forma sistemática desde hace siete años las densidades y la estructura de edad de las poblaciones de peces en 65 puntos de control repartidos por la geografía aragonesa. Próximamente, se van a repetir los muestreos realizados en los cuatro puntos de control del río Aragón antes de la riada, con el fin de comprobar la afectación de la misma sobre sus poblaciones de peces.

Comentarios