El Guadalquivir, un río de ida y vuelta

123
0
123

(CHG) El presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, Manuel Romero Ortiz, ha ofrecido esta mañana una conferencia en el Foro Gaesco bajo el título “El Guadalquivir, un río de ida y vuelta”. El acto ha sido presentado por Jaime Raynaud, diputado autonómico del PP en Sevilla, y el presidente del Foro Gaesco, Juan Aguilera. Al encuentro han asistido representantes del sector de la construcción de Sevilla y otras personalidades del mundo empresarial.

El Foro Gaesco es una de las tribunas más destacadas del sector de la construcción y la promoción inmobiliaria que cuenta ya con 11 años de actividad ininterrumpida, reuniendo a importantes personalidades de la economía, la política, la empresa, etc.

Durante su intervención, el presidente de la CHG ha realizado un recorrido histórico por los principales hitos que han constituido el proceso de traspaso y reversión de las competencias de la gestión del Guadalquivir que se han producido entre la Comunidad Autónoma de Andalucía y la Administración General del Estado.

Manuel Romero ha recordado que la cuenca del Guadalquivir es una cuenca intercomunitaria, con 57.527 Km2 de extensión, que abarca territorio de 12 provincias pertenecientes a cuatro comunidades autónomas (Andalucía, Extremadura, Castilla-La Mancha y Murcia). “Durante los últimos años se han producido diversas interpretaciones que han llevado a la fragmentación territorial de un elemento geográfico único e indivisible como es una cuenca hidrográfica. De este modo, la cuenca del Guadalquivir se ha convertido en el campo de batalla de enfrentamientos políticos que nada tienen que ver con la gestión del agua”, ha afirmado.

En este sentido, el presidente del Organismo ha repasado los fallos emitidos por el Tribunal Constitucional y el Tribunal Supremo, en los que se declara inconstitucional y nulo el traspaso de competencias para la gestión de las aguas del Guadalquivir que se realizó a la Junta de Andalucía. Por ello, el 22 de octubre de 2011, se integran en la Administración del Estado los medios personales y materiales traspasados a la Comunidad Autónoma de Andalucía con anterioridad.

Asimismo, en el esfuerzo por recuperar una política de Estado para la gestión del agua, el presidente de la CHG ha recordado que el Consejo de Ministro aprobó en mayo de 2012 el Real Decreto Ley de medidas urgentes en materia de medio ambiente, por el que el Estado recuperaba también las competencias sobre el control del Dominio Público Hidráulico, que el anterior Gobierno había traspasado a las comunidades autónomas. “ La modificación del texto Refundido de la Ley de Aguas fue muy criticada por diferentes sectores, ya que daba pie a que hubiera una gran diversidad de criterios en el cumplimiento de la legislación de aguas” ha afirmado Romero.

De este modo, ha defendido que el Gobierno Central ha apostado por establecer una política de aguas coherente y cohesionada basándose en el concepto de unidad de cuenca de como principio fundamental de gestión. “En esta tarea está inmersa la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir. La recuperación del Organismo ha requerido de un tiempo de adaptación. No obstante, en estos momentos la Confederación ha echado a andar convencida de la necesidad de mejorar la gestión del agua en nuestro territorio” ha concluido.

Por otro lado, durante su intervención, Manuel Romero ha compartido con los asistentes los planes de inversión del Organismo para el año 2012, resaltando las principales actuaciones que se van a impulsar en materia de aguas en la cuenca del Guadalquivir. En los Presupuestos Generales del Estado para 2012, la Confederación cuenta con 123,5 millones de euros para trabajar en la modernización de los regadíos, la mejora de infraestructuras de abastecimiento y saneamiento, la restauración hidrológico-forestal de los cauces del Guadalquivir y sus afluentes, en la defensa de inundaciones, la conservación de presas y la mejora de caminos y otras infraestructuras.

Además, el presidente ha afirmado que el Organismo está haciendo un importante esfuerzo por retomar algunas de las actuaciones que ha recibido tras el proceso de reversión de manos de la Junta de Andalucía, que se encuentran en situaciones anómalas, como es el caso de las conducciones para la conexión del embalse de Melonares con el abastecimiento de Sevilla.

Por último, Romero ha subrayado la importancia de la finalización del Plan Hidrológico del Guadalquivir, que constituirá el nuevo marco normativo para la gestión del agua en la cuenca. “El próximo año, la demarcación hidrográfica del Guadalquivir contará con un Plan Hidrológico adaptado a la realidad de la cuenca, a las necesidades de los usuarios y consensuado con la ciudadanía”, ha afirmado.

Con este repaso por las principales líneas de trabajo de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir se ha dirigido Manuel Romero a los asistentes del Foro Gaesco, valorando el encuentro como muy positivo y exponiendo que “el establecimiento de sinergias, el contacto directo y el conocimiento mutuo, son siempre elementos esenciales que nos ayudan a mejorar la gestión y el funcionamiento de cualquier iniciativa que llevamos a cabo”.

Comentarios