Balance de la Comisión Nacional del Agua de México sobre sus últimos seis años de gestión

45
0
45

(Conagua) Durante la actual administración del Gobierno Federal, la Comisión Nacional del Agua superó las más de 120 metas que se plantearon al inicio del sexenio en el Programa Nacional Hídrico, especialmente las relacionadas con agua potable, drenaje, saneamiento, infraestructura hidroagrícola y protección a centros de población, informó José Luis Luege Tamargo, Director General de la dependencia.

En el XXII Congreso Nacional de la Asociación Mexicana de Hidráulica, que inauguró hoy en Acapulco, Guerrero, y en compañía del Gobernador del estado, Ángel Heladio Aguirre Rivero, indicó que al final de esta administración habrá más mexicanos que tengan agua potable, pues se llevó ese servicio a 14.4 millones de habitantes más, para alcanzar una cobertura de 92 por ciento. Con ello, se redujo entre los niños menores de cinco años, el índice de mortalidad causada por enfermedades diarreicas.

“En los estados con mayor incidencia de esos casos, que son México, Tlaxcala, Guanajuato, Puebla, Oaxaca y Chiapas, la tasa de mortalidad disminuyó de 36 por cada cien mil habitantes, en 2001, a 9.6 por cada cien mil habitantes”, expresó.

José Luis Luege detalló que también se emprendieron grandes proyectos de presas y acueductos para abastecer a 7.8 millones de personas, en los cuales se invirtieron cerca de 37 mil millones de pesos (2.214 millones de euros). Entre esas obras señaló el Acueducto II, El Zapotillo, El Realito, Paso Ancho, Río Colorado, Monterrey VI, Conejos-Médanos, y el Acueducto Paralelo Chicbul-Ciudad del Carmen, cuya operación permitirá aprovechar las aguas superficiales y reducir la explotación de los acuíferos.

Sobre el rubro de drenaje, informó que se incorporó a más de 16.3 millones de habitantes a ese servicio, para alcanzar 90.5 por ciento de cobertura y rebasar la cifra sexenal de 88 por ciento. Para ello, apuntó, se construyeron 394 plantas de tratamiento y otras 68 fueron rehabilitadas o ampliadas.

En materia de infraestructura hidroagrícola, indicó que se alcanzó la meta sexenal al tecnificar y modernizar 1.2 millones de hectáreas de superficie agrícola.

Expresó que las acciones para alcanzar esas metas contribuyen a que en México se haga un uso eficiente del agua y se protejan los acuíferos, además de que están perfiladas hacia los cuatro ejes de la Agenda del Agua 2030, que representa una hoja de ruta con visión de largo plazo para lograr la sustentabilidad hídrica en México.

José Luis Luege subrayó que para consolidar el desarrollo nacional, es necesario hacer un uso sustentable de los recursos naturales, especialmente del agua, pues es prioritario garantizar a las siguientes generaciones los recursos hídricos necesarios para su progreso.

Por ello, “durante las reuniones con el equipo de transición del próximo Gobierno Federal he insistido en la necesidad de que el agua sea administrada con visión a largo plazo y se fortalezca mediante la participación de la sociedad en los consejos y los comités de cuenca.

“El único camino para México y para la humanidad es el uso eficiente del agua y la tecnificación de los sistemas de distribución. Por ello, se deben establecer incentivos que nos llevan a tener más financiamiento y a la tecnificación al máximo en todos los usos del agua”, concluyó.
 

Comentarios