Hidroconta
Connecting Waterpeople
DATAKORUM
Schneider Electric
Rädlinger primus line GmbH
Filtralite
Gestagua
s::can Iberia Sistemas de Medición
RENOLIT ALKORPLAN
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
GS Inima Environment
CAF
Barmatec
TecnoConverting
Confederación Hidrográfica del Segura
Mancomunidad de los Canales del Taibilla
STF
FENACORE
LACROIX
AGS Water Solutions
Terranova
KISTERS
VisualNAcert
Likitech
SCRATS
NSI Mobile Water Solutions
Almar Water Solutions
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Hidroconta
Sivortex Sistemes Integrals
Fundación CONAMA
ADECAGUA
Lama Sistemas de Filtrado
ACCIONA
AECID
EMALSA
Innovyze, an Autodesk company
Grupo Mejoras
Molecor
J. Huesa Water Technology
NTT DATA
Fundación Biodiversidad
Agencia Vasca del Agua
AGENDA 21500
Ingeteam
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Danfoss
Amiblu
Aqualia
EPG Salinas
Asociación de Ciencias Ambientales
MOLEAER
Fundación Botín
Minsait
Sacyr Agua
Global Omnium
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
TFS Grupo Amper
AMPHOS 21
Idrica
Regaber
TEDAGUA
Consorcio de Aguas de Asturias
Baseform
Vector Energy
ONGAWA
ICEX España Exportación e Inversiones
HRS Heat Exchangers
ESAMUR
Catalan Water Partnership
Xylem Water Solutions España
Kamstrup
Hach
Aganova
Red Control
Saint Gobain PAM
ISMedioambiente

Se encuentra usted aquí

Aqualia presenta el sistema de telecontrol de las instalaciones hidráulicas de Formentera

  • Isla de Formentera (NASA)
  • La empresa también está instalando un sistema de sectorización de la red, formado por contadores y otros elementos, para registrar el consumo de cada zona, de manera que se obtienen datos más específicos.

El Consell Insular de Formentera y la empresa Aqualia, concesionaria del Servicio Municipal de Aguas, han presentado los beneficios del sistema de telecontrol de las instalaciones hidráulicas, que con el apoyo de varias tecnologías, controla y supervisa las instalaciones de la isla, tanto en la red de alcantarillado, como en el suministro de agua.

Este sistema, en concreto, controla los equipos y canales situados en las instalaciones del Servicio Municipal de Aguas, como depósitos y estaciones de bombeo.

Según han informado desde el Consell, su funcionamiento se basa en la instalación de sistemas electrónicos que permitirán obtener instantáneamente información sobre el estado de todas las infraestructuras, en relación a la calidad y cantidad.

Así se podrán detectar situaciones anómalas o de alarma y notificarlas de manera inmediata, lo que permitirá aumentar el tiempo de respuesta y solución de la incidencia.

Asimismo, han informado que los datos que los receptores instalados transmiten son recibidos en un centro de control, situado en las oficinas de Aqualia, y el personal de la empresa analiza e identifica las zonas problemáticas donde es necesario actuar.

La empresa también está instalando un sistema de sectorización de la red, formado por contadores y otros elementos, para registrar el consumo de cada zona, de manera que se obtienen datos más específicos.

En la presentación, el director de la delegación de Baleares de Aqualia, Eduardo del Castillo, ha explicado que los beneficios derivados de esta moderna tecnología "son la optimización de la gestión del servicio, ya que disponemos de una información exhaustiva del estado de las instalaciones, lo que evita posibles pérdidas de agua por fugas y una mayor rapidez de actuación ante cualquier incidencia".

También ha explicado que el telecontrol contribuye a la conservación del medio ambiente y la garantía de la calidad del agua suministrada, ya que detecta automáticamente vertidos de aguas residuales o sustancias peligrosas, además de disminuir el consumo energético.

"Mejor gestión del agua"

Por su parte, la consellera de Medio Ambiente, Sivia Tur, ha explicado que "el sistema de telecontrol también permite el control de llenado y el funcionamiento de los depósitos de abastecimiento de agua". Según Tur, "esto nos permite un mayor control y una mejor gestión del agua, muy importante debido al elevado precio en la isla, evitando problemas de desabastecimiento, con independencia del funcionamiento de la desalinizadora".

El coste de la instalación del telecontrol ha sido de 45.000 euros. Esta instalación comenzó a principios de año y en la actualidad ya están telecontroladas todas las instalaciones de Formentera.

Redacción iAgua

La redacción recomienda