El cambio climático acelerará la expansión hacia el norte europeo de un pez invasor

255
0
255

Investigadores españoles y franceses han evaluado la extensión del pez invasor Gambusia holbrooki, nativo de EE UU y que vive en los ríos mediterráneos españoles y franceses. Los científicos advierten que el cambio climático extenderá al norte la distribución actual de ésta y otras especies invasoras.

Para los científicos de la Universidad de Girona (UG) que han coordinado el estudio, es importante entender la interacción entre cambio climático y especies invasoras. Para ello, los investigadores han evaluado los efectos de la latitud geográfica en los rasgos vitales de Gambusia holbrooki y su infestación por parásitos en Europa.

“Este trabajo demuestra que la temperatura afecta a la abundancia de la especie, a su reproducción y otras características del ciclo vital”, asegura a SINC Emili García-Berthou, autor principal e investigador en el Instituto de Ecología Acuática de la UG.

Los resultados, publicados recientemente en la revista Biological Invasions, demuestran que la gambusia es más abundante en las poblaciones del sur, donde tiene más esfuerzo reproductor que en las del norte, por lo que esta especie invasora de origen estadounidense muestra una “clara variación latidudinal del ciclo vital y éxito invasor”.

Según el autor, “es previsible que el cambio climático permita la expansión de esta especie a zonas más al norte de su actual distribución”.

“A lo largo de un gradiente latitudinal de más de 5º en las desembocaduras varían la abundancia, el esfuerzo reproductivo, la talla de madurez y la prevalencia de parásitos”, señala el investigador catalán.

El equipo de investigación muestreó durante el verano de 2004 un total de 929 gambusias en las desembocaduras (últimos 1.500 metros) de ocho ríos mediterráneos, desde el sur de Francia hasta Murcia.

La carrera invasora de gambusia

Además de sus efectos globales en la cadena trófica, las gambusias y su especie más próxima Gambusia affinis han causado el declive de muchos peces y anfibios autóctonos en todo el mundo.

Aunque en EE UU y Australia este impacto ecológico está “bien documentado”, otros estudios en España han demostrado con datos observacionales y experimentales que Gambusia holbrooki “compite y desplaza a peces ciprinodontiformes (pequeños peces de agua dulce o salobre) como el fartet (Aphanius iberus) o el samaruc (Valencia hispanica), endémicos de la Península, que han reducido mucho su distribución y se consideran en peligro de extinción”, apunta García-Berthou.

En la actualidad, la gambusia es una de las especies de pez continental de más amplia distribución, y está introducida en más de 50 países de todos los continentes excepto la Antártida.

La especie, de aguas más bien cálidas, es abundante en todos los países de la cuenca mediterránea, pero todavía no se ha establecido en países como Reino Unido, Alemania o países nórdicos. “Su distribución está claramente limitada por la temperatura”, manifiesta el científico.

España fue el primer país europeo donde se introdujo Gambusia holbrooki en 1921.

Vídeo de la noticia.

Referencia bibliográfica:

Lluís Benejam; Carles Alcaraz; Pierre Sasal; Gael Simon-Levert; Emili García-Berthou. “Life history and parasites of the invasive mosquitofish (Gambusia holbrooki) along a latitudinal gradient” Biological Invasions (2009) 11:2265–2277.

Fuente: SINC

Comentarios