732.152 aves acuáticas de 103 especies pasaron la invernada en los humedales de Andalucía

14
0
14

(JuntadeAndalucia) Los últimos censos elaborados por técnicos de la Consejería de Medio Ambiente han revelado que 732.152 ejemplares de 103 especies de aves acuáticas han pasado la invernada en los humedales de Andalucía, manteniendo así la tendencia al alza que se viene registrando desde el año 2004. Entre las especies más abundantes destaca el pato cuchara común (88.147 ejemplares), la gaviota sombría (81.606), el correlimos común (58.641), el flamenco común (47.457), el ánade rabudo (39.072), la aguja colinegra (36.835), o la grulla común (12.282 ejemplares).

El seguimiento de la avifauna de la Consejería de Medio Ambiente ha permitido conocer que cerca del 22% de las aves invernantes en Andalucía pertenecen a 32 especies incluidas en el Libro Rojo de los Vertebrados Amenazados de Andalucía. Algunas de ellas están clasificadas en este libro con un alto grado de amenaza, entre ellas la cerceta pardilla, el porrón pardo o la malvasía cabeciblanca. Por grupos tróficos, las anátidas son las aves más abundantes (35%) y los limícolas (26%).

En 2001 Medio Ambiente puso en marcha el Plan Andaluz de Aves Acuáticas, diseñado para conocer la situación de las poblaciones de este grupo ornitológico. Los censos permiten detectar variaciones en la abundancia y los patrones de distribución interanual de las aves migratorias causados por el cambio climático. Así, las últimas investigaciones están poniendo de manifiesto cambios en las zonas de invernada, sustituyendo algunos humedales africanos por los andaluces. Además, las aves acuáticas son un perfecto bioindicador de la salud ecológica de sus hábitats, por lo que los datos obtenidos en su seguimiento son de gran utilidad en la gestión de estas zonas.

La mayor diversidad, en Doñana

Doñana sigue constituyendo el principal refugio de la avifauna invernante en Andalucía, pues acoge a unas 400.000 aves acuáticas de 84 especies diferentes. Algunas especies consideradas muy raras o amenazadas disponen en la zona de uno de sus escasos lugares de asentamiento y van incrementando su presencia, destacando la presencia de 119 cercetas pardillas, 262 cigüeñas negras y 5.592 moritos comunes.

Igualmente importante es la presencia de aves acuáticas en los humedales litorales de Cádiz, Huelva y Almería, donde destaca la alta diversidad de especies. Los censos también han puesto de relieve la capacidad de los humedales de interior, que concentran algo más del 20% de las aves acuáticas, especialmente en la Laguna de Fuente de Piedra (Málaga), donde se ha incrementado el número de especies y la población invernante de flamenco rosa se han mantenido en un nivel similar al del año anterior, por encima de los 5.000 ejemplares.

Comentarios