La CHG espera poner en servicio el nuevo parque en el antiguo cauce del Guadaíra tras el verano de 2013

46
0
46

(CHG) El presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, Manuel Romero Ortiz ha visitado hoy, junto al alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, los trabajos de restauración ambiental que el Organismo de cuenca está ejecutando en el antiguo cauce del río Guadaíra. Está previsto que los trabajos finalicen tras el verano de 2013.

El proyecto, que supone una inversión de 17,23 millones de euros financiados con fondos FEDER en convenio con el Ayuntamiento, pondrá en valor 60 hectáreas de zonas verdes que se extienden a lo largo de 3.000 metros longitudinales que van desde la Avenida de la Paz hasta la Avenida de La Raza. Este nuevo parque se conectará con el actual parque Bermejales y con el parque de Riberas del Guadaíra, creando una gran zona verde perimetral de más de 117 hectáreas.

Manuel Romero ha querido poner en valor esta actuación sobre una zona abandonada de la ciudad, que permitirá conectar distintos barrios sevillanos, recuperar el cauce del río Guadaíra, la construcción una serie de balsas y recobrar para esta zona un ambiente húmedo. El presidente de la CHG también ha destacado la creación en la zona de huertos familiares, de un aula de la naturaleza y la importancia que esta actuación tiene para su uso y disfrute de los vecinos y de todos los ciudadanos.

Por su parte, el alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, ha puesto de relieve que una vez finalizada la obra, que se encuentra al 20% de ejecución, los vecinos podrán disfrutar de una “auténtica zona de ocio” con carriles bici, con zonas peatonales, de arbolado y la definió como un “gran equipamiento verde que necesitaba esta zona de la ciudad”, al tiempo que señaló la actuación como de una gran importancia a la hora de la vertebración de la ciudad.

En la zona de actuación se ejecutarán viales y paseos y se introducirán láminas de agua que recrearán ambientes húmedos evocando las riberas del río Guadaíra antes de su desvío.

El sistema de balsas permitirá introducir una gran variedad de especies vegetales de mediano y pequeño porte que complementarán las plantaciones de arbolado. Todo ello servirá para atraer al interior del parque una serie de especies de aves que ya anidan en el entorno inmediato del cauce vivo del río Guadaíra, haciendo del nuevo parque un punto de avistamiento y reconocimiento ornitológico de gran interés.

Además, el parque sobre el antiguo cauce del río Guadaíra albergará otros usos de carácter social y pedagógico, como son los huertos para las familias y colegios de las barriadas próximas y el Aula de la Naturaleza.

La ejecución del nuevo parque posibilitará la interconexión entre las barriadas periféricas que hasta ahora bordeaban el gran vacío urbano que quedó tras el desvío del río Guadaíra. De este modo se favorecerá la cohesión urbana, social y cultural entre las barriadas colindantes, como el Polígono Sur, Heliópolis, Bermejales, Pedro Salvador y Elcano. Con ello, se crea un nexo de unión transversal que permitirá el flujo entre los barrios vecinos, conectando zonas socialmente heterogéneas y favoreciendo la integración de las zonas más deprimidas de la ciudad.

La adecuación del parque sobre el antiguo cauce del río Guadaíra se inscribe dentro del Convenio de colaboración suscrito entre la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir y el Ayuntamiento de Sevilla para la realización de obras comprendidas dentro del Plan de Restauración Hidrológico-Forestal y de Protección de Cauces, en el municipio de Sevilla. Gracias a este convenio se han restaurado 425 hectáreas de superficie y se han invertido más de 94 millones de euros.

Comentarios