La atmósfera marciana contiene vapor de agua supersaturado

56
0
56

Científicos europeos dirigidos por el Laboratoire Atmosphères, Milieux, Observations Spatiales (LATMOS, Francia) han descubierto que la atmósfera de Marte contiene vapor de agua en un estado supersaturado. Sus resultados, presentados en Science, contribuirán al conocimiento científico que se posee sobre el ciclo del agua en el Planeta Rojo y los cambios que tienen lugar en su atmósfera.

El vapor de agua de la Tierra tiende a condensarse, sobre todo si la temperatura desciende por debajo del punto del rocío. La incapacidad de la atmósfera para retener humedad a una determinada presión y temperatura da pie a una atmósfera saturada que provoca a su vez que el exceso de vapor de agua se condense alrededor de partículas y polvo en suspensión y precipite. 

El proceso de condensación puede verse frenado por una carencia de partículas y polvo. Cuando no se produce condensación en absoluto, el exceso de vapor de agua mantiene su estado gaseoso, dando lugar a una situación que expertos en la materia denominan supersaturación. Diversos investigadores mantienen desde hace tiempo que este fenómeno no podría suceder en la atmósfera marciana, pero puede que estén equivocados. 

Desde hace cuarenta años las expediciones a Marte se han dedicado en su mayor parte a recopilar datos de su superficie, situación que ha limitado las observaciones de los científicos al componente horizontal de la atmósfera marciana. Hasta ahora existía poca información sobre la variación del contenido de agua en Marte en función de la altitud.

Este último estudio, llevado a cabo con el espectrómetro SPICAM («Espectroscopía para la investigación de las características de la atmósfera de Marte») a bordo de la sonda Mars Express, ha solucionado esta limitación. 

Según el equipo de astrónomos franceses y rusos pertenecientes al equipo, SPICAM es capaz de crear perfiles verticales de la atmósfera mediante la técnica de ocultación solar, es decir, mediante la observación durante el alba y el ocaso de la luz del Sol al atravesar la atmósfera marciana. 

Sus datos permiten corroborar que la supersaturación de vapor de agua es un fenómeno común en Marte. En la atmósfera marciana también se observaron niveles de supersaturación significativamente elevados, hasta diez veces superiores a los de la Tierra. 

«Esta capacidad del vapor de agua de existir en un estado supersaturado permitiría, por ejemplo, que el hemisferio sur marciano recibiera agua con mucha mayor eficiencia de lo que los modelos predicen en la actualidad», explicó Franck Montmessin, investigador del Centro Nacional de Investigación Científica de Francia (CNRS) en LATMOS y líder del proyecto SPICAM. El CNRS es una de las autoridades supervisoras de LATMOS, al igual que la Universidad de Versalles San Quintín (UVSQ) y la Universidad de Pierre y Marie Curie (UPMC). 

Cabe reseñar que el transporte de una cantidad mayor de vapor de agua hacia zonas altas de la atmósfera implica que se produzcan daños por fotodisociación. Si se diera esta situación, el fenómeno tendría consecuencias que afectarían a todos los aspectos del agua marciana, tal y como se debate hoy en día en los foros científicos. Los expertos entienden que la carencia de agua sobre el planeta se debe a que una elevada porción de vapor de agua se escapa hacia el espacio desde hace miles de millones de años. 

Según los científicos, la distribución vertical del vapor de agua es un factor clave que debe tenerse en cuenta en los estudios del ciclo hidrológico de Marte. Los investigadores tendrán que reconsiderar si el contenido de agua en la atmósfera marciana está restringido por el proceso de saturación.

Fuente.- CORDIS

Comentarios