Connecting Waterpeople

India reactiva sistemas tradicionales de almacenamiento de agua ante la escasez hídrica

1
110
  • India reactiva sistemas tradicionales almacenamiento agua escasez hídrica
  • La población local que vive junto al río Champavathi ha ayudado a restaurar antiguos reservorios de agua para proteger sus cultivos en tiempos de sequía e inundaciones. 
  • Sin embargo, como muestra una nueva herramienta digital desarrollada por GIZ, el agua es cada vez más escasa en todo el mundo.

Las reservas de agua están disminuyendo en todo el mundo, 2.300 millones de personas ya sufren de escasez de agua, y esa cifra está aumentando. De hecho, para 2050, se estima que la pobreza del agua afectará a dos tercios de la población mundial.

India es solo uno de los países que está agotando casi todos sus recursos hídricos disponibles. Durante algunos años, la temporada del monzón ha llegado cada vez más tarde en ciertas regiones y ahora es más corta y menos intensa. Esto hace que sea imposible acumular suficientes reservas. Para contrarrestar la amenaza inminente de escasez de agua, GIZ está apoyando al gobierno indio en la reducción de las pérdidas de agua. La atención se centra en promover el uso sostenible del agua, especialmente en el sector agrícola, que es responsable de alrededor del 70 por ciento de todo el consumo de agua.

Water Scarcity Clock es un sitio web interactivo que monitorea esta tendencia mundial. La aplicación, basada en el reloj mundial de la pobreza y desarrollada por la Deutsche Gesellschaft für Internationale Zusammenarbeit (GIZ) GmbH en colaboración con el World Data Lab en nombre del Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo (BMZ) de Alemania, proporciona datos sobre la escasez de agua en todo el mundo y calcula el número de personas que sufren o sufrirán de escasez de agua en países individuales hasta el año 2030.

El delta Champavathi se encuentra en el este de India. Aquí, por ejemplo, con el soporte de GIZ, se ha reactivado un sistema tradicional de almacenamiento de aguaEl sistema consta de más de 3.500 embalses y una red de canales a lo largo del río. Las sequías, las inundaciones y los ciclones habían causado graves daños a los embalses en los últimos 30 años, y finalmente no pudieron capturar y retener suficiente agua. A su vez, esto condujo a cosechas más pequeñas y de peor calidad.

Desde que los embalses fueron reparados y modernizados, la población local en el delta de Champavathi ha visto una gran mejora en sus cultivos. Pueden almacenar más agua de lluvia durante un período más largo, y los embalses actúan como una defensa natural en caso de inundación. Como en el pasado, los productores de arroz ahora pueden cosechar dos cosechas por año en lugar de solo una. Además, el trabajo de reconstrucción creó empleos para 64,000 personas locales, todos los cuales recibieron capacitación especial en los métodos utilizados para restaurar los antiguos reservorios.

Puedes leer la noticia original en Smart Water Magazine.

La redacción recomienda