Connecting Waterpeople

Una investigación sugiere “plantar agua” contra las sequías

1
204
  • investigación sugiere “plantar agua” sequías

El tipo de vegetación y el uso de la tierra juegan un papel importante en la retención de agua y la escorrentía. Los Investigadores del Instituto Leibniz de Ecología del Agua Dulce y Pesca Interior, junto a científicos del Reino Unido y EE.UU., han desarrollado un modelo matemático que puede reflejar las complejas interacciones entre los regímenes de vegetación, suelo y agua

Este modelo muestra, por ejemplo, que en los bosques de hayas el agua se recicla cada vez más entre el suelo y la vegetación para aumentar la evaporación a la atmósfera, mientras que la cubierta de hierba promueve la recarga del agua subterránea.

Los modelos de pronóstico anteriores a menudo capturaban la vegetación como un elemento estático. Por lo tanto, las interacciones complejas entre la evapotranspiración (la evaporación del agua por las plantas y las superficies del suelo y del agua) y los procesos fisiológicos de las plantas solo podrían entenderse de manera insuficiente. En este estudio, sin embargo, también se utilizaron datos a largo plazo de medidas directas de vegetación (por ejemplo, producción de biomasa y transpiración). Esto mejora la fiabilidad de los modelos y su transferibilidad. 

Los resultados del estudio de campo muestran que el uso de los pastizales conduce a una mayor recarga de agua subterránea

Con el modelo desarrollado EcH 2 o-iso, los investigadores pueden cuantificar dónde, cómo y durante cuánto tiempo se almacena y libera el agua en el paisaje. El modelo ayuda además a predecir mejor los efectos de los cambios en el uso del suelo sobre el equilibrio del agua en condiciones climáticas cambiantes. En áreas propensas a la sequía en particular, este conocimiento puede ayudar a desarrollar estrategias de uso de la tierra que aumenten la resistencia del paisaje al cambio climático y protejan los recursos hídricos. 

En una región alrededor del lago Stechlin en el norte de Alemania, los investigadores validaron el modelo utilizando estudios de campo. Compararon áreas de tierra con bosques caducifolios y cubierta de hierba. Los resultados del estudio de campo muestran que el uso de los pastizales conduce a una mayor recarga de agua subterránea y que en los bosques de hayas, la evapotranspiración devuelve más agua a la atmósfera. Sin embargo, los efectos son específicos del sitio y dependen del respectivo hidroclima, biogeografía y ecología del paisaje.  

Ahora, gracias la ayuda del modelo EcH 2 o-iso, estas diferencias se pueden tener en cuenta en el futuro y se pueden crear modelos de pronóstico locales y a gran escala.

Puedes leer la noticia original en Smart Water Magazine.

La redacción recomienda