Ensayan diferentes sistemas de riego de maíz en la finca experimental 'Las Tiesas'

106
0

Sobre la Entidad

Diputación de Albacete
Diputación de Albacete.

Fruto del Convenio de colaboración entre el Centro de Edafología y Biología Aplicada del Segura, perteneciente al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CEBAS-CSIC) y el Instituto Técnico Agronómico Provincial, de la Diputación de Albacete (ITAP), a finales de mayo se puso en marcha un ensayo de tres sistemas de riego: aspersión, localizado aéreo y localizado subterráneo, en el cultivo del maíz, en la finca experimental ‘Las Tiesas’, en Albacete.

El ensayo se enmarca dentro del proyecto RISUB (Desarrollo y validación de un sistema de riego subterráneo inteligente) del programa Nacional INNPACTO-2012 del Ministerio de Economía y Competitividad, coordinado por la Empresa Sistemas AZUD y participantes la Empresa SALEPLAS y los Centros de Investigación CEBAS-CSIC de Murcia e IVIA de Valencia.

Se persigue obtener materiales de riego más económicos y de menor impacto medioambiental

El proyecto RISUB es un proyecto de participación público-privada, cuyo objetivo principal es desarrollar tecnología de riego subterráneo persiguiendo una mejora en la eficiencia del uso del agua y la energía, así como de los fertilizantes. Se pretenden obtener materiales que eviten o impidan los principales inconvenientes de este sistema de riego, como es la obturación de los emisores bien por intrusión radicular, como por la absorción de partículas del suelo.

Por otro lado, se persigue obtener materiales de riego más económicos y de menor impacto medioambiental, a partir del uso de materiales biodegradables como materia prima de los productos finales. Con este trabajo se pretende estudiar la alternativa del riego por goteo al riego por aspersión, tradicional en la zona para cultivos herbáceos. De salir los resultados satisfactorios, repercutiría en un gran ahorro energético y probablemente de agua, pudiendo suponer un cambio en la técnica del riego en la zona, a medio-corto plazo.

El ensayo consta de algo más de una hectárea, con 3 sistemas de riego instalados y 4 repeticiones por tratamiento. Se evaluará la respuesta productiva, el ahorro de agua y energía, fenología de los cultivos y otros parámetros fisiológicos, derivados del uso de los distintos sistemas de riego empleados. En una primera fase se trabajará en maíz y posteriormente en cultivos hortícolas. Los materiales de riego empleados en el ensayo (tubería y emisores) son prototipos desarrollados por las empresas participantes en el proyecto.

Comentarios